lunes, 31 de diciembre de 2012

2013 = 2 + 0 + 1 + 3 = 6


El Arcano 20 en el Tarot de Marsella es LE IUGEMENT. (El Juicio)
El Arcano XIII es el ARCANO SIN NOMBRE.

La combinación de ambos Arcanos reproduciendo el número del nuevo año (2013) que ha comenzado da un mensaje simbólico.


Ambas cartas nos hablan de trasformación profunda, de transformación necesaria.

El Arcano 20 nos muestra que existe un contacto consciente con lo Superior con lo Divino ello sin duda da las directrices individuales de lo que cada uno debe hacer para su renovación profunda.
Nos indica que no se está solo en ese proceso de “contacto” aunque cada uno ocupa su espacio con dignidad y aristocracia, con conciencia.

El Arcano XIII nos muestra que la renovación es ya un proceso iniciado. 
Lo más importante del ser, la columna vertebral ya es de color azul y roja, significa que es activo en la materia y su forma de trigo indica que lo celeste es su nutriente. La transformación de su cuerpo ya está en estado avanzado. De los restos de la antigua personalidad hace un barrido para que la tierra lo mute.

Uno da como resultado el otro por el hecho de estar a su lado.
No sabemos qué “barre” el Arcano XIII… es a cada uno escoger, es a cada uno decidir.

El total numérico suma 6.
El 6 en el Tarot de Marsella es LAMOREUX. 


Lo primero que podemos ver al fijarnos en la carta es que parece mal escrita su descripción
LAMOREUX en lugar de
L'AMOREUX
Falta el " ' "
Ese guiño lingüístico es como para decirnos que el sentimiento debe de ser un sentimiento continúo, constante, poderoso, aún a costa de errar.

Cómo Arcano su imagen simbólica evoca una decisión entre dos opciones.
Dos opciones representadas aquí por una mujer que lleva su mano hacia el parte inferior y la otra lleva su mano hacia el corazón.
Decisión entre lo más elevado y lo menos.
El ángel ayuda puntando su flecha en una dirección precisa da un impulso de ayuda.

Sí, el 2013 a pesar de las dificultades que pueda conllevar es un año prodigioso en cambios y en proyección de nuevo futuro y todo ello está proyectado hacia la sublimación del ser.
Debe ser vivido como unas totalidad de sentimiento hacia nosotros mismos y hacia los demás.
Se debe hacer prevalecer la intuición sobre el instinto y debemos elegir.
Elegir tal vez entre mutar y renacer o no

2013 un gran año.

martes, 18 de diciembre de 2012

Un regalo para la vista, una caricia para el alma

El Sol, los Soles son los depositarios de las ideas creativas de la Mente Universal que coordina e instruye el Cosmos y de sus 150 billones de universos.
El Sol, los Soles son el logos de vida.
Todo el sistema planetario esta supeditado a la actividad solar de su Sol.
Los cometas son espermatozoides cósmicos que inyectan nueva genética.
Nueva genética que bajo forma de cuerpos pensamiento luz germinan la vida en todas sus manifestaciones en los planetas que dependen de ese Sol.



Los antiguos conocían esta verdad y por eso lo adoraban. 
Sin Sol no habría vida. 
El Sol es la causa de toda la vida.

En este vídeo se ve claramente que no estamos solos.



En este vídeo se ve claramente que alguien se ha acercado al Sol.

Que ese alguien es más grande que la Tierra en una proporción de 8 veces más grande.
Que se acerca y no sufre daño alguno.
Que en su cercanía al Sol se conecta a él durante un tiempo.
No podemos saber si vacía o si toma algo, solo que está conectado al Sol
El vídeo es oficial
Me aventuro a pensar que con todo lo que a nivel individual, planetario, de sistema solar y cósmico está pasando una modificación de la genética del Sol puede ser necesaria.
Quizás nuestros problemas de humanidad necesitan de una modificación solar para adelantar un proceso de cambio.
Quizás el final de ciclo y por consiguiente inicio de nuevo ciclo de tiempo precise de una intervención de este tipo a fin de que nuevas informaciones activen nuevos procesos
Me aventuro a pensar que es la primera vez que toda la humanidad ha tenido la oportunidad de ver mediante este vídeo a los Elohím en acción.
Por eso es un regalo para la vista y es una caricia para el alma.
Por eso lo comparto.



domingo, 25 de noviembre de 2012

Eclipse

Uno de los eventos que desde el punto de vista mágico más curiosidad me ha despertado es el eclipse.
Hace poco se ha vuelto a producir un nuevo eclipse y con ese evento me volvieron a venir al pensamiento las intrigas que ese fenómeno me produce.

Y  pensando en ello recordé acerca de lo que escribí sobre la Luna en este mismo espacio de comunicación.
Escribí esto:

“Los hombres son como la luna, siempre mantienen oculta una cara.
El hombre no es solo como La Luna por tener un lado oculto… el hombre es también como La Luna porque la luz que el hombre emite es un reflejo de la luz del Sol, al igual que La Luna.
El hombre al igual que La Luna pasa por fases, se siente crecer, se siente menguar, se siente pleno y a veces se siente vacío. Y así va por su camino y al igual que La Luna siempre, siempre alrededor del Sol.
El hombre es pues como La Luna”.























Y pensando en ello realicé que esa cara oculta en los momentos de eclipse recibe de pleno la Luz del Sol.
Y eso pasa no siempre, eso pasa en los momentos de eclipse.

Entonces si nosotros somos algo Luna a nosotros pues los humanos a veces tenemos momentos en que la Luz nos llega a nuestra cara oculta.
A veces los humanos esa Luz que nos llega lo hace de diversas maneras… un escrito, un libro, una frase oída al azar, una sincronicidad…
Y esa Luz que nos lleva luz a nuestra parte oculta nos deja eclipsados.















Como a veces he dicho también en este mismo foro, esto son mymineadas mías que con gusto comparto como también con gusto comparto lo que leí de alguien que sobre los eclipses en una red social publicó esto:

Le contamos qué es un eclipse y las diferentes maneras en las que nos vemos afectados cuando la oscuridad solar acecha.

La palabra eclipse se deriva del latín eclipsis que significa “desaparición”. Un eclipse es el fenómeno que ocurre cuando un astro queda oculto de manera transitoria por la interposición de otro cuerpo celeste, de manera que el primero pareciera haber “desaparecido” parcial o totalmente por cierto período de tiempo.

Cada vez que la Luna nueva pasa entre el Sol ya Tierras produce un eclipse solar. Cuando esto sucede no siempre ocurre este fenómeno porque la órbita lunar tiene una inclinación de unos 5 grados respecto a la Eclíptica la mayoría de los meses nuestro satélite pasa muy cerca del disco solar sin llegar a ocultarlo. Los eclipses solares pueden ser totales, parciales o anulares, según la proporción del Sol cubierta por el disco lunar.

Los eclipses que nos afectan directamente no sólo desde el punto de vista óptico, sino por la influencia que ejercen en nuestra vida son aquellos que involucran a la Tierra, El Sol y a la Luna.

Más allá del espectáculo visual que puede brindar un eclipse, éste refleja un cambio en el flujo de energía que recibimos de las luminarias y de su influencia en nuestra vida, el cual madura situaciones que han estado en proceso, desencadenando eventos descritos en potencia en la carta natal.



¿QUÉ SUCEDE DURANTE UN ECLIPSE TOTAL?

Un eclipse total de Sol se desarrolla en cuatro etapas; el primer contacto, el segundo contacto (principio de la totalidad), el tercer contacto (fin de la totalidad) y cuarto contacto. El eclipse se inicia con el primer contacto, en el momento que el disco lunar toca por primera vez el solar. Durante la hora siguiente se desarrolla la fase parcial. Al principio, apenas se observan cambios; y de repente se aprecia una repentina “bajada” de la luz, la temperatura ambiente comienza a descender y comenzamos a observar comportamientos extraños en la fauna que nos rodea. Todavía es peligroso observar directamente al Sol sin protección a pesar que nos parezca lo contrario. Unos minutos antes del segundo contacto empiezan a producirse cambios muy rápidos; el cielo se oscurece mucho, el aire se enfría y se levanta una ligera brisa. A continuación, los últimos rayos solares logran pasar por los valles lunares, dando lugar al fenómeno conocido como las “perlas de Baily”; es posible que la última de éstas “perlas” se mantenga durante un momento produciéndose el conocido “anillo de diamantes”. A continuación hay un destello de luz sonrosada procedente de la cromosfera y comienza la totalidad. En ese momento, se aprecian perfectamente los planetas y las estrellas más brillantes; ahora podemos quitar los filtros. Podemos ver con claridad la corona solar (la atmósfera del Sol). Con un telescopio podemos observar en los bordes de la Luna fulguraciones solares. Cuando la totalidad esté llegando a su fin, es recomendable tener a mano el filtro solar ya que se producirá de repente un “estallido” de luz por el borde oriental dela Luna, es el tercer contacto; el fin de la totalidad y el cielo comienza a llenarse de nuevo de luz. A partir de ahora restará todavía una hora para la finalización del eclipse, aunque para la mayoría la observación ha terminado tras observar uno de los mayores espectáculos de la naturaleza.



¿Cómo nos influye?

El Sol simboliza la Luz de la vida, la fuerza, la energía y cuando está eclipsado todo eso queda reducido. Hay menos luz, más oscuridad.

Se pueden establecer varias lecturas de este hecho:

Los expertos en el tema aseguran que son momentos de reducción de energía, tanto física como pránica. Por ello, durante los días del eclipse nuestros egos sufren al reencontrarse con sus sombras. Es decir, de tomar más conciencia de nuestros defectos, malas tendencias, bajas frecuencias porque se perciben con más facilidad con la “ausencia de Luz” que el eclipse representa.

La buena noticia es que esto es una gran oportunidad para enfrentarlo e intentar solucionarlo, no volviéndolo a meter todo debajo de la alfombra, sino haciendo “propósito de enmienda” y trabajando para que los defectos se conviertan poco a poco en virtudes.

Las influencias a nivel social también representan un punto de inflexión para la toma de conciencia, plantear cuál es nuestro deber social y el aporte que podemos hacer, y así ser protagonistas dela Historia.

El eclipse puede facilitar que veamos que no es oro todo lo que reluce y que sintonicemos mejor con la Luz real y no la falsa.

También son momentos propicios para que salgan muchas verdades ocultas a la luz pública.

A nivel práctico, no se recomienda inaugurar durante la semana de un eclipse solar ningún negocio porque los pronósticos astrológicos son poco favorables para el éxito.



Los próximos eclipses de Sol

3 de noviembre de 2013
Este será un eclipse híbrido porque tiene fases anuales antes y después de la ocultación total. Tendrá una duración de un minuto y 40 segundos sobre el Atlántico cerca de la costa oeste de África Central.
También será visible en el este de América y al sur de Europa, en forma parcial.

20 de marzo de 2015
Es un punto a 725 Km. de Reykiavik (Islandia) a 1030 kilómetros de Oslo (Noruega), el Atlántico Norte se oscurecerá por completo durante 2 minutos y 47 segundos.

Un eclipse de Sol es uno de los fenómenos naturales más espectaculares y es algo que todos deberíamos ver en algún momento de nuestras vidas.



sábado, 10 de noviembre de 2012

Cosas que pasan


Ayer, 9 de noviembre de 2012, se produjo una noticia en España que golpeó la conciencia social.
Una mujer en Barakaldo que iba a ser desahuciada de su piso se suicidó en el momento que iba a ser desalojada de su casa.



Ante este tipo de noticias, que como dicho golpean la conciencia social, la clase política reacciona más o menos con celeridad y prometen hacer cosas, casi todos los medios de comunicación aprovechan para hacer reportajes y la sociedad lo comentamos por foros y redes sociales.
En realidad todo ello es el fruto de ese impacto social.

Ese movimiento surge en unos, los primeros en haber mencionado, para parar posibles consecuencias de índole de partido y para que no se les desajusten sus cuentas.
En los segundos porque ese impacto es una ocasión para profundizar en un tema que ha generado expectación.
En los terceros porque nos golpea e impacta el hecho en sí mismo.

Y no sé si fue por la noticia o quizás porque algún otro motivo lo que le hizo reflexionar pero la cuestión es que un ser cercano a mi corazón y más cercano al corazón de mi compañera de vida me decía yendo ayer en coche: “SOLO SOMOS UN INSTANTE DE ATENCIÓN EN LOS NOTICIEROS, FALTAN SENTIMIENTOS EMOCIONALES POR LAS PERSONAS”.

Ante tan profunda reflexión le pregunté cómo desde su perspectiva se podía solucionar. 
Me dijo que no sabía. 
Y yo me quedé pensando en ello.

Le comentaba, porque en ese momento así lo reflexionaba que todos nos influenciábamos con el pensamiento. Le comentaba que él y yo en ese momento éramos dos en el coche. Su pensamiento y el mío sumaban y/o restaban en base a las energías que en cada uno emanaban y eso daba una sensación, un efecto.



























Lo estuve reflexionando después para profundizarlo y sí, creo que funciona así. 
La fuerza de nuestro pensamiento se une a la de los demás y en base a esa suma o a esa resta se produce un efecto.

La vida es como si fuese un gran e inmenso cuadro, un gran e inmenso cuadro donde cada uno de nosotros añade el trozo del propio arte.


Y ese cuadro se pinta con nuestros pensamientos que son los que dan fruto a las acciones.

De eso se deducen dos cosas por un lado que es un cuadro que resulta de la acción de todos y no es por tanto el cuadro intención de cada uno. Segundo que ese cuadro se suma al cuadro que pinta el Universo entero y que por lo tanto ese cuadro resultante nuestro ha de estar en “armonía” con ese cuadro aún más grande.

Pienso en esa mujer de Barakaldo y pienso que escogió la que creyó era la mejor solución y con esa solución “ella” dejó impregnado con su arte ese cuadro de nuestra vida.


Cuando un ser humano avanza,  avanza con él toda la humanidad, cuando ser humano retrocede con él retrocede toda la humanidad.

La calidad de pensamiento colectivo crea un estado de conciencia.
Y ya que nuestra realidad es dual ese estado de conciencia puede tener los dos valores opuestos en sus extremos.

Un estado de conciencia basado en una calidad de pensamiento se le puede llamar Cristo, el otro estado de conciencia basado en el polo opuesto de conciencia se le puede llamar Anticristo.
Uno busca integrar, desarrollar, favorecer y el otro desintegrar, prevalecer, limitar.
Esas calidades de pensamiento edifican realidades que pueden ser visibles y las realidades visibles responden como efecto a esas calidades de pensamientos.

Que haya una fuerza de pensamiento que no tenga en cuenta el valor humano en sí mismo da, por ejemplo, como resultado que una persona decida dejar violentamente la vida y eso es Anticrístico.
Que haya una fuerza de pensamiento que si tenga en cuenta el valor humano en sí mismo da, por ejemplo, como resultado que una persona como Ryan Hreljac (*) ayude a saciar la sed en África y eso es Crístico.


Hemos llegado a un punto de nuestro tiempo en el que nuestros problemas como sociedad, como humanidad son de resolución cada vez más dificultosa.
Está a nosotros hacer prevalecer uno u otro valor, está a nosotros sumar o restar. 
Si borramos de nuestra memoria los valores que edifican lo Crístico más difícilmente se manifestará.
Esa Parusia tal vez sea la solución que nos ayude a reponer un equilibrio en el que nosotros por nosotros mismos tenemos mucha dificultad en poderlo actuar. 



  
(*)  Ryan Hreljac el niño que le quitó la sed a medio millón de africanos.

Ryan nació en Canadá en mayo del 91. De pequeño, en la escuela, cuando tenía tan solo seis añitos su maestra les habló de cómo vivían los niños en África.

Se conmovió profundamente al saber que algunos hasta mueren de sed, que no hay pozos de dónde sacar agua, pensar que a él le bastaba dar unos pasos para que el agua saliera del grifo durante horas…

Ryan preguntó cuánto costaría llevarles agua. La maestra lo pensó un poco y recordó una organización llamada WaterCan dedicada al tema y le dijo que un pequeño pozo podía costar unos 70 dólares.

Cuando llegó a su casa fue directo a su madre Susan y le dijo que necesitaba 70 dólares para comprar un pozo para los niños africanos. Su madre le dijo que debía ganárselos él mismo y le fue poniendo tareas en casa con las que Ryan se ganaba algunos dólares a la semana. Finalmente reunió los 70 dólares y pidió a su madre que lo acompañara a la sede de WaterCan para comprar su pozo para los niños de África. Cuando lo atendieron le dijeron que lo que costaba realmente la perforación de un pozo eran 2000 dólares. Susan le dejó claro que ella no podía darle 2000 dólares por más que limpiara cristales para toda la vida, pero Ryan no se rindió. Le prometió a aquel hombre que volvería… y lo hizo.

Contagiados por su entusiasmo, todos se pusieron a trabajar: sus hermanos, vecinos y amigos. Entre todo el vecindario lograron reunir 2000 dólares trabajando y haciendo mandados y Ryan volvió triunfal a WaterCan para pedir su pozo.

En enero de 1999 se perforó un pozo en un pueblo al norte de Uganda. A partir de ahí empieza la leyenda. Ryan no ha parado de recaudar fondos y viajar por medio globo buscando apoyos.

Cuando el pozo de Angola estuvo hecho, el colegio comenzó un carteo con niños del colegio que estaba al lado del pozo, en África.

Así Ryan conoció a Akana; un chico que había escapado de las garras de los ejércitos de niños y que luchaba por estudiar cada día. Ryan se sintió cautivado por su nuevo amigo y pidió a sus padres ir a verle. Con un gran esfuerzo económico por su parte, los padres pagaron un viaje a Uganda y Ryan en el 2000 llegó al pueblo donde se había perforado su pozo. Cientos de niños de los alrededores coreaban su nombre formando un pasillo.

- “¿Saben mi nombre?” -preguntó Ryan a su guía
- “Todo el mundo a 100 kilómetros a la redonda lo sabe”, le respondió.


En la actualidad Ryan Hreljac tiene su propia fundación y llevan más de 400 pozos realizados en África, este dato fue tomado en el año 2010.



miércoles, 7 de noviembre de 2012

Casi siempre, lo mejor para el final



Lo mejor de la transformación de una crisálida, al final, se convierte en mariposa.
Lo mejor de la tormenta, al final, la calma y el arco-iris.
Lo mejor del proceso de formación de un bebé, al final, su nacimiento.
Lo mejor de una buena comida, al final, el postre y la charla con los amigos.
Lo mejor de una actuación en el circo, al final, el número final.
Lo mejor    -no siempre-   de una relación sexual, al final, el orgasmo.
Lo mejor de…,  al final,…

Al principio no entendía porque casi todo lo mejor se deja para el final, o porque todo lo mejor ha de ser al final.
Debe ser en parte porque el recuerdo del final es el recuerdo que queda más impreso y justamente por ser el último.
Es como los pensamientos, el último es que el importa.
Si siempre, o casi siempre, lo mejor está al final.

Entonces, por ese mismo principio lo mejor de la vida, está al final, la muerte.

A la muerte se la teme, se la ignora, se la evita.
Mi madre decía que era una certeza absoluta ya que nadie se había “quedado” aquí.
Por eso me impactó lo que aprendí de los aprendices de chamanes que decían que la muerte es una compañera que viaja con nosotros siempre y que pensar en ella nos ayuda a vivir mejor.

La idea de la muerte es una idea que suele asustar y que, no obstante, a todos nos ronda por la cabeza alguna vez, a mí me pasa también como a todos, la he pensado.
Sin embargo si es el final y lo bueno se deja para el final sin duda tiene que ser buena.

Cuando nacemos, “venimos” a aquí desde algún lugar, cuando morimos imagino que debe ser lo mismo pero en dirección opuesta, y lo que aquí vemos como “morir” debe ser “nacer” visto desde aquel lugar al que vamos.

Imagino que si todo es doble y la física cuántica nos habla de Universos paralelos, es posible pensar pensando en acertar que vamos a ese Universo paralelo.

En este mismo espacio he hablado de personas que sabían mucho del viaje, he hablado de personas cercanas a mí que vivieron la experiencia, durante un tiempo de estar “muertos” aquí y “vivos” allí, y nadie, de quien yo haya tenido conocimiento habla mal de la muerte, sino todo lo contrario.


Pensándolo bien en vida morimos “muchas veces”.
Cuando de bebe, pasamos a niño.
Cuando de niño pasamos a adolescente.
Cuando de adolescente pasamos a adulto, y dentro del periodo de adulto hay varias etapas que se suceden entre sí como una especie de muerte o mejor dicho renacimiento y todas ellas concluyen en la vejez.

Somos siempre el mismo y sin embargo no nos sentimos el mismo aun si en verdad somos el mismo. Es por ello de alguna manera digo morimos y no por ello nos espantamos.

Cuando en la vida ya no miramos solo para adelante, sino que podemos mirar también para atrás porque ya hay un vivido vemos que han pasado etapas en las que nos vemos totalmente diferentes a nosotros mismos en cada una de ellas sabiendo y sintiendo sin embargo que somos el mismo siempre.
Eso se acentúa cuando vemos fotos nuestras de esas etapas.


Sin pensarlo pero ya vivimos muertes, transformaciones, renacimientos
Y quizás lo que mejor lo ilustra es el sueño de cada noche nos trae cada día.

Ese dormirse es mágico y puede y debe servirnos de entrenamiento para ese día que a todos nos llegará, pues como bien decía mi madre: “Aquí no se queda nadie”.

He aprendido que ese instante, el de dormirse puede cambiar nuestra vida…
Repasar lo hecho durante el día, hacer balance y hacer la paz con nosotros mismos y con todo nuestro entorno; por lo hecho y por lo no hecho, por lo dicho y por lo no dicho… Vigilar que el último pensamiento que tengamos sea el más benevolente posible.

Esa magia permite renacer al día siguiente con inusitada y renovada energía.
Durante la magia de la noche se establece el contacto con el “Yo esencial” de cada uno de nosotros y la benevolencia de ese último pensamiento antes de dormir garantiza ese contacto del que a veces, un sueño recordado, puede ser el comprobante de que a pesar de ir a otra realidad paralela   -quizás en un universo paralelo-    seguimos vivos; igual que cuando creemos que morimos a esta vida.


 El mañana es como una reencarnación, es como una nueva posibilidad de vivir nuevamente, algo nuevo.

Si cada día y cada noche es un ciclo de vida y de muerte.
De vida cuando despertamos y de muerte cuando nos dormimos   -aunque si soy sincero pienso que el orden habría de invertirse.
Vivimos cuando dormimos y morimos cuando despertamos-  y es que lo mejor casi siempre…

Al final del día, la noche.
Al final de la noche el día.
Al final del viaje, el reposo.
Al final del reposo el viaje.
Al final de camino, más cerca de la meta.
Al final del final el principio de un nuevo principio.



Si por eso casi siempre, lo mejor para el final.

domingo, 14 de octubre de 2012

Escuela de pensamiento 5


Es muy curioso que el hombre tenga la capacidad del habla.
El lenguaje encierra y libera una enseñanza codificada.

Un ejemplo: los vocablos CREER y CREAR solo se diferencian en una letra, en una vocal concretamente y de la misma manera que cuando un niño las conoce por primera vez las ve como encadenadas, el significado de ambas está también encadenado.



Creamos si creemos y si creemos que creamos, en realidad es así como es que creamos la realidad.
Hace tiempo que he integrado en mi creencia el hecho de que el hombre es creador de futuros potenciales solo por el hecho de pensar.

De algún modo cuando imaginamos sucede que esa parte de nosotros que viaja al futuro para explorar las posibilidades posibles que nuestro pensamiento ha creado y nos lo manifieste a través de intuiciones.
A veces lo que ocurre es que la vida nos da manifestaciones de ese futuro a través de diversos elementos para entre todos crear un consenso tácito de que es así de modo que creamos entre todos esa realidad que creemos.

Uno de esos elementos son escenas de películas y me vienen al recuerdo tres en concreto para ilustrar este concepto.

Las películas son: 
El príncipe de Persia,


El Vidente

http://www.youtube.com/watch?v=PB1RqGeKVtc

Origen (Inception)

Aunque seguro que hay más

En ellas, en la ficción de la película, se puede ver lo que representa vivir un tiempo paralelo acelerado. 
En ella se puede ver lo que representa vivir las consecuencias y los efectos de las decisiones que se toman y tras ello volver al presente sin haberse movido de nuestro espacio y tiempo y decidir qué hacer para no crear ese futuro ya vivido.

Pienso que por “ver” algo de nosotros lo memoriza como posibilidad posible de que así sea. 
Esa memoria se integra en nuestras células y por sinergia y resonancia crea contagio entre todos. 


No importa tanto aunque solo sea un número de seres en particular y no la totalidad de los que somos quienes empiecen a ver, es como el principio de acción de la homeopatía en el cuerpo humano. 

Por eso incido en la importancia del pensamiento, si es de benevolencia   -volere bene=desear el bien-    el futuro que creamos es el mejor posible, después solo queda seguir la intuición y edificarlo.

La clave está en el pensamiento, el primer principio del Universo nos dice que el Todo es Mente.




sábado, 22 de septiembre de 2012

Escuela de pensamiento 4


En el origen de su origen el ser humano poseía el don de la telepatía.
No le hacía falta, por consiguiente, expresar mediante la voz sus pensamientos.

Tener esa capacidad, la de la telepatía y por tanto innata en nosotros, precisa de una benevolencia de pensamientos excelsa.

En el simbolismo del libro de las metáforas por excelencia, La Torre de Babel expresa metafóricamente que el hombre, para entenderse necesitó y necesita de las palabras para expresar sus pensamientos, perdiendo la capacidad de ser telepata, el hombre necesita pues de la palabra para entenderse.

Cuando hay armonía de almas, y cuando esa armonía de almas se basa en la armonía que cada ser tiene consigo mismo, el entendimiento no precisa de las palabras.
Una mirada, un gesto, una pequeña frase, es entendida en su totalidad.

Y a veces, para recordarnos que esa realidad es nuestra, vivimos esa experiencia de entender y de ser entendidos sin palabras o con muy pocas y es de ese modo por consiguiente que sentimos el gusto de plenitud que ello proporciona.




Un determinado pensamiento produce emociones y las emociones pueden inducir pensamientos.

Me he preguntado muchas veces si el pensamiento produce emociones o bien si las emociones producen pensamientos.
Creo que pasan las dos cosas. 

CADA VEZ QUE ME DICES LO QUE AL RESPECTO DE LO QUE TE DIGO COMENTO JPGM LE ESTAS QUITANDO VALOR A TODO LO QUE YO TE EXPONGO SOBRE EL TEMA, ES COMO SI ME DIJERAS QUE NO TE IMPORTA NADA LO QUE YO DIGO Y QUE NO TIENE NINGÚN VALOR, NI QUE TAMPOCO LO TIENE PARA TI”…

Es lo que me dijo una persona después de haber estado durante unos días de un tiempo cercano hablando en distintos momentos de lo humano y de lo divino, de lo divino y de lo humano.

Con su expresión mi interlocutor expresó con palabras lo que sentía.
De ese modo y a su forma mi interlocutor puso a su pensamiento, y a la emoción que sus pensamientos le producían las palabras que definían lo que él creía.

En esa frase que me oí decir se mostraba evidentemente también un aspecto de enfado.
Era la manifestación del pensamiento que definía la emoción que mi actitud le había inducido.

Mi intención en absoluto fue esa, aunque puedo entender que mi pasión al explicarme en la interrelación hablada pudiese producir esa sensación.
Mi intención real era dar otro aspecto como punto de referencia para dar una alternativa, desde mi punto de vista válida para tener otro enfoque sobre el tema que tratábamos en el dialogo.



Desde un punto de vista, que al menos yo considero más correcto, hubiera sido mejor decir algo del estilo: 
El hecho de que cada vez que hablo de…. Me hagas referencia a lo que expresa JPGM me hace sentir que no tienes….”.

De haberse expresado en esos términos hubiese manifestado más claramente que la persona puede haber sentido no necesariamente es lo que yo quería hacerle sentir.

En la interrelación humana he aprendido que debemos asumir la responsabilidad de cómo manejamos la información que recibimos.
En vez de decir: “Tú eres…”, es mejor expresar: “La experiencia que en mi interrelación he vivido contigo me hace pensar que…”

El valor que la palabra tiene en el ser humano es que es capaz de cambiar nuestros pensamientos, y dado que los pensamientos crean futuro un modo correcto de expresar puede ayudar a crear por consiguiente un mejor futuro.



A veces se añade a este campo de la comunicación la dificultad de no saber expresar correctamente lo que se siente y lo que se quiere decir pero eso es otra cuestión.

No es fácil unificar el pensamiento y ello debido, entre otras cosas, a la propia historia de cada uno.

¿Qué ves en esa figura…?" 
Le pregunté a un joven acompañante en un pequeño viaje en coche mientras veíamos en la parte trasera de un camión que nos precedía un grafitti que había sido pintado y que trato de reproducir lo más fielmente posible en esta imagen.



¡Un extraterrestre llorando¡,
me dijo.

Me respondió
¿Y tú?”,

Pues yo veo un hombre que se va a dar un golpe con la cabeza y que tiene la espalda inclinada”.

Sin duda lo bueno sería preguntarle al autor del dibujo cuál era su intención.

Y a veces estos juegos inofensivos de interpretación son la llave que nos da acceso a la cerradura de la puerta que nos abre el interior de una persona y de cómo ve el universo, pues lo que pensamos es, de alguna manera, un reflejo del universo interno de cada uno de nosotros.


jueves, 13 de septiembre de 2012

Escuela de pensamiento 3



“…SEI NERVOSO…”  (…estás nervioso…) no sé si como pregunta o como exclamación, pero fue lo que me dijo Mary, una mujer que desde hace más de 42 años da diariamente sesiones de pranoterapía a las personas que se lo piden. “NO…” le contesté,  “…BUENO SI UN POCO”, aseveré poco después.

Entre mi primera parte de la respuesta y entre la segunda varios pensamientos cruzaron por mi mente.
Varios pensamientos se cruzaron por mi mente también en el tiempo que transcurrió desde que Mary     - Mary es un ángel en la tierra-   me preguntó hasta que inicié mi respuesta asi como en el tiempo que transcurrió antes de que Mary me hiciese sentar a su lado para iniciar su sesión pranoterapeutica conmigo.

De todos ellos y de la resulta de todo ello es de lo que quiero escribir y comentar.

Antes de ir al encuentro de Mary, de resultas de acompañar a un ser que precisaba verdaderamente de su intervención sanadora, una persona aprendiz bajo la guía de Mary en ese tipo de terapia me había dicho que yo absorbía mucha energía.
Ese comentario me dejo inquieto pues no acertaba a pensar si eso era bueno o no lo era y si era correcto que fuese así o no lo era.

Estar ante Mary sabiendo que me iba a tratar me hizo pensar en la posibilidad de que pudiese decirme algo malo en confirmación de lo que me había oído decir sobre mi capacidad de absorber energía.
Ello me dejaba inquieto.
Al oír decirme la expresión: “estás nervioso”, entendida en ese momento como una pregunta, mi respuesta fue rápida y concisa: “NO”.

No porque no lo estaba y porque me imaginé, según mi esquema, que esa pregunta se hace para hacer referencia a ese estado de intranquilidad que se siente cuando no se sabe qué va a pasar, qué va a suceder o que es lo que está ocurriendo, y más cuando se trata de una sesión de pranoterapía, que aunque no era mi caso, puede resultar algo totalmente desconocido.

Cuando trascurrió un espacio breve de tiempo tras mi respuesta fue cuando detallé y añadí: “…BUENO, SI UN POCO…”.
Y así quise especificarlo porque manifestaba que la expresión nervioso, sin definir desde mi mapa mental exactamente lo que para mí representaba tener el estado emocional que sentía en ese momento, podría tal vez, desde el punto de sentir de Mary explicar en sus palabras el estado de ansiedad leve que yo sentía.

No, yo no me sentía nervioso por estar ante Mary, sentía un poco de ansiedad de pensar que lo que me podía anunciar que no era un buen signo absorber tanta energía de alguien que quiere darte.


Qué curioso es el pensamiento, que curioso son los pensamientos.

Yo distingo dos tipos de pensamiento y para explicarlo hago una analogía con una planta.
La planta básicamente se divide en dos partes. La que se ve y la que no se ve. Tallo, ramas de un lado y raíz/ces por otro.

Nosotros al igual tenemos dos tipos de pensamientos los que se ven y los que no se ven. Y así como en la planta la raíz nutre al tallo y a las ramas; los pensamientos que no se ven nutren a los que se ven.
Y cuando digo “se ven” quiero decir que son aquellos que resuenan en la frente. Pensamientos que, como todos, escucho y defino con palabras.
Los defino pensamientos porque la calidad y la cualidad de los que se ven se nutren de la cualidad y de la calidad de los que no se ven.

Un ejemplo de lo que quiero decir; si el modo de manifestarse en la vida ante la vida escogido por una persona es el de estar a la defensiva en todo, contra todo y ante todos, ese pensamiento central de: “me tengo que defender”, es el pensamiento matriz con los que se nutren todos los pensamientos visibles de ese alma, ya que en cualquier situación y ante cualquier persona lo que se oirá así mismo decirse seran pensamientos del tipo: “lo que me ha hecho este como siempre una vez más me ha molestado…”, o “porque no se va ya y me deja…”,  o todas las miles de combinaciones posibles imaginables, inimaginables, conocidas, etc. que el pensamiento invisible puede nutrir.

Puedo pensar que puedo inducir a error cuando los denomino a ambos como pensamientos y los defino así porque ambos se pueden definir con palabras.

El caso que me ocurrió con Mary me pone de manifiesto a constatar otra realidad en el ámbito de esto que comento.
Cada uno tiene pensamientos distintos para definir una misma situación, me explico. La propia estructura de Mary le hacía definir con un determinado vocablo un especifico estado que yo, por mi propia estructura lo definiría con otra palabra.

La raíz de ambos pensamientos en ambas personas, en Mary como en mi es la de nutrir el afecto y la benevolencia por todos. De Mary me consta porque lleva entregados sin pausa ya 42 años de su existencia en este tiempo a dar energía a los demás con abnegación absoluta y solo una raíz de pensamientos del tipo “LA VIDA ES PARA AYUDAR Y SERVIR” puede nutrir una existencia así.

De mi parte no voy a caer en la petulancia de asegurar que soy tan elevado porque sencillamente no lo soy. Mi pensamiento raíz es la de nutrir respeto y admiración por personas que son capaces de hacer lo que hace Mary porque me gustaría hacerlo y no me siento capaz de ser así.

Una de las esencias que he querido plasmar en este escrito es la de haber constatado una vez más lo que he constatado muchas veces y que creo que todos constatamos muchas veces.
A veces lo que expresamos con las palabras son la forma de nuestros pensamientos y muchas veces tenemos la sensación de que no hay entendimiento.
A veces la sensación de que no ha habido un acuerdo común y de que la incomprensión o el no ser comprendido es lo que queda.

De alguna manera pienso que la benevolencia de pensamiento del uno para con el otro, en este caso de Mary para conmigo y de mi para con ella, hizo que nos “entendiéramos”.

En el caso que he explicado todo ha girado en torno a una palabra que definía un estado. Pero se puede extrapolarizar a aspectos más extensos y siempre en el ámbito de una interrelación humana. Un ejemplo.

Otra persona y fuera del contexto en el que situaba lo escrito anteriormente con Mary. Una persona cercana a mí me exponía esta expresión:
CADA VEZ QUE ME DICES LO QUE AL RESPECTO ENSEÑA JPGM LE ESTAS QUITANDO VALOR A TODO LO QUE YO TE EXPONGO SOBRE EL TEMA, ES COMO SI ME DIJERAS QUE NO TE IMPORTA NADA LO QUE YO DIGO Y QUE NO TIENE NINGÚN VALOR, NI QUE TAMPOCO LO TIENE PARA TI

Sobre lo que reflexioné tras oír esto es otro comentario que quería manifestar en MYMIND y lo haré seguramente.

Hago mucha incidencia últimamente en mi vida acerca del pensamiento en sí mismo, porque, mayor dominio tengamos sobre él, si es que se puede tener dominio sobre él     -y que yo creo firmemente que sí-,     mejor viviremos dado que estoy firmemente convencido de que el pensamiento crea el futuro y la calidad de esos pensamientos dan la calidad a ese mismo futuro.

Una pequeña nota: ahora en la distancia del tiempo tiendo a tener más claro que Mary hacia una exclamación y no una pregunta en la primera frase que me dijo y que es lo primero que he escrito en este escrito. Sin embargo en mi estado de emoción acelerada no llegué a distinguirlo diáfanamente en ese momento. Mis pensamientos debidos a un estado de ansiedad no me permitieron entender si era pregunta o afirmación y ello condicionó mi actitud y mi respuesta.

Gracias Mary por querer ser lo que eres y porque eso hace bien al mundo.